testimonios

Paulina Restrepo

El primer contacto que tuvimos con la Clínica PROMTA fue vía internet, envié mis inquietudes por este medio y de manera inmediata se contactaron con nosotros y nos explicaron todo de manera muy clara.

La atención en todo momento fue muy buena.

La Doctora Catalina y su asistente fueron muy cordiales y supieron tratar muy bien a Salome, tanto así que no salió traumatizada del consultorio.